31 de agosto de 2013

"De repente"


¿Y si, de repente, saliésemos a la calle y allí no hubiera nadie? ¿Y si, por ejemplo, nuestra civilización cambiara, de pronto, y todo fuese distinto? ¿Y si, en lugar de odio, envidia e incordio todo se volviera suavidad? ¿Y si, de repente, en lugar de lamentos tuviésemos sueños...? ¿Y si, en lugar de lamentarnos, nos pusiéramos las pilas?
¿Y si, de repente, ella fuese...?

2 comentarios:

Pablo Cid dijo...

Que onda hermano! muy buena tu reflexión, escribí hace poco un articulo ssobre el mismo tema espero te guste http://pablocidglez.blogspot.mx/2013/06/el-fin-del-mundo.html
un abrazo desde San Luis Potosí, México

Francisco José Peña Rodríguez dijo...

Muchas gracias, amigo. Te leeré. Abrazos desde Castilla-La Mancha